16 de mayo de 2012

Eurovisión: ¿Influye el puesto de salida?

Se ha hablado en mil ocasiones sobre si la posición de salida en Eurovisión es determinante o no a la hora de hablar de ganadores. No vamos a entrar en detalles estrictos porque el tema podría durar todo un blog, pero sí podemos dar unas cuantas pinceladas. "Vamohallá":

De las 55 canciones ganadoras hasta el momento, sin incluir el cuarteto empatado en 1969, 15 han actuado entre las 3 últimas canciones de la noche, es decir, un 27,2%. 1960, 1961, 1968, 1972, 1977, 1978, 1980, 1982, 1983, 1987, 1989, 1997, 2002 y 2008. De todas ellas, tan solo 6 actuaron en última posición: Jacqueline Boyer en 1960, Dana en 1970, Marie Myriam en 1977, Nicole en 1982, Corinne Hermès en 1983 y Riva en 1989. 

Basándonos en los últimos años (la era de las semifinales), las últimas posiciones han acompañado a buenas posiciones en el marcador. En 2004 los turcos Athena acabaron cuartos saliendo los 22º, Lisa Andreas quedó quinta por Chipre saliendo la 21º, y Lena Philipsson dio un sexto lugar a Suecia saliendo en última posición. En 2005 los letones Walters & Kazha obtuvieron un quinto lugar saliendo los penúltimos. La sueca Carola consiguió también quedar quinta saliendo la 22ª en 2006, y las cuatro últimas posiciones en 2007 dieron cuatro top10: Bulgaria (5ª), Turquía (4ª), Armenia (8ª) y Moldavia (10ª). En 2010, los daneses Chanée & N'evergreen quedaron cuartos actuando los últimos, el mismo resultado que la ucraniana Mika Newton obtuvo en 2011, saliendo la 23ª.


El paradigma llegó en 2008, cuando entre las 5 últimas canciones en actuar se encontraban 3 canciones que quedaron en el Top5. Grecia con Kalomira quedó la tercera desde la posición 21; la noruega Maria Haukaas-Storeng quedó quinta saliendo la última, y Dima Bilan dio el triunfo a Rusia actuando el penúltimo. 



Pero el último puesto también ha dado pésimos resultados. Sin ir más lejos, Soraya en 2009 acabó la penúltima saliendo en la última posición. El lituano Aivaras acabó el último en 2002, y la francesa Ortal quedó 23ª también saliendo la última. 

Quizás es más curioso ver las oscilaciones de la semifinal a la final con posiciones de salida opuestas. Los daneses A Friend In London actuaron los últimos en su semifinal de 2011 con un 4º lugar por el televoto, que en la final se convertiría en un 18º tras actuar los terceros. En 2010, la islandesa Hera Björk pasó de quedar segunda por el televoto actuando la última a quedar en un discreto 15º lugar saliendo la 16ª. Ese mismo año, Dinamarca salió la 4ª en la semifinal y obtuvo un 5º lugar. En la final actuaron los últimos y acabaron terceros, siempre hablando del televoto. 

La portuguesa Vânia Fernandes consiguió un segundo lugar en la semifinal de 2008 actuando la última. En la final, actuando la 13ª acabo en un 13º lugar. En cambio, la noruega Maria Haukaas actuó la 9ª en la semifinal quedando cuarta, pero en la final acabó quinta saliendo la última. En 2007 Letonia cerró la semifinal con un 5º lugar que se convirtió en un 15º en la final actuando los 14º. La húngara Magdi Rúzsa quedó 2ª actuando en el 22, que se convirtió en un 9º actuando en el 8. En 2005 los letones pasaron como décimos a la final actuando en el 5, para acabar 5º en la final actuando los penúltimos. En cambio, el danés Jakob Sveistrup saliendo en el 24 quedó tercero, para acabar décimo en la final saliendo en el 13.En 2004, Holanda actuando la última en la semifinal acabó sexta, mientras que saliendo en el 7 en la final acabaron los 20º.

En definitiva, una buena posición de salida sí es beneficiosa, pero no todo depende de actuar el primero o el último: depende de dónde actúen tus rivales. El duelo entre Ucrania y Serbia&Montenegro en 2004 es muy clarificador. En la semifinal, Ucrania actuó la 9ª y Serbia&Montenegro la penúltima. Ucrania quedó 2ª y Zeljko Joksimovic ganó. En la final, Ucrania actuó la 10ª, pero los balcánicos actuaron en el 5º lugar. Acabó ganando Ucrania dejando a Serbia&Montenegro segunda. Algo similar pasó en 2005, cuando Rumanía ganó la semifinal actuando en el 14. En la final salieron los cuartos, y acabaron terceros. 

En la semifinal de 2008, Rusia y Grecia actuaron penúltima y última, y ganaron los helenos, dejando a Rusia en tercera posición tras Armenia. En la final, Armenia salió en cuarto lugar y acabó 4ª, Grecia en el 21 quedando 3ª, y Rusia penúltima de nuevo, ganando esta vez. Incluso el hombre récord Alexander Rybak no logró una victoria apabullante en su semifinal desde la sexta posición. Ganó por un márgen de 30 puntos. En la final, actuando el 20º, ganó por más de 170 puntos de diferencia. 

Sin ir más lejos, el año pasado se repitió lo de 2008. Azerbaiyán y Grecia salieron en penúltimo y último lugar en la semifinal, quedando 2º y 1º. En la final, a Grecia le tocó la 9ª posición y acabó octava, mientras que Azerbaiyán, actuando en el 19, ganó. El ganador de la otra semifinal, Eric Saade de Suecia acabó tercero saliendo en séptimo lugar.

Este año Pastora Soler tiene un gran número, el 19, pero su posición puede depender mucho del lugar en el que actúen las grandes favoritas. Suecia es un rival a batir, que en las últimas tres posiciones puede resultar letal. Lo mismo para las abuelas rusas, que se podrían garantizar una gran puntuación evitando las primeras posiciones. La gran sorpresa la podría protagonizar Serbia, Rumanía o Islandia si les toca actuar entre el 21 y el 24. Reino Unido, otra de las favoritas, abrirá el show, e Italia actuará en 10º lugar. En definitiva, si la suerte está del lado de España y Suecia, Rusia, Rumanía, Serbia e Islandia deben actuar entre las primeras 15 posiciones, Pastora puede acabar dando el campanazo y colarse en las primeras posiciones. Si alguno de ellos actúa después, quizás antes de la final ya podamos anunciar quién va a ser el ganador.

Este año, más que nunca en una edición que parece decidida (y en absoluto lo está) el sorteo previo a la final podrá resultar decisivo de cara a que el público elija a su ganador. 


Reaccions:

0 comentaris:

Publicar un comentario